Consejos inmobiliarios de Santa Lucía: 5 formas de vivir ecológicamente en la isla caribeña

La rica biodiversidad y la belleza natural de Santa Lucía juegan un papel importante en la cultura y la economía de la isla. Las 2 industrias principales de la isla, el turismo y la agricultura, dependen de prácticas ambientales sostenibles. En 2004, los Pitons fueron declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO debido a su excepcional belleza y ecología única. Por tanto, la conciencia medioambiental es una parte fundamental de la vida en Santa Lucía. Cada interacción humana con la naturaleza deja una huella indeleble. Al construir una casa en Santa Lucía, debe estar atento para minimizar el impacto en el medio ambiente. Aquí hay 5 formas sencillas en las que puede hacerlo.

No despeje la tierra indiscriminadamente. Antes de comenzar la construcción, considere cómo afectará su casa a la cobertura de árboles en el área. Santa Lucía es un país densamente vegetado. La prevalencia y variedad de árboles es una de las cosas que hace que la isla sea única. Guarde tantos árboles maduros como sea posible. Incorpora el follaje existente en el diseño y distribución de tu casa. Esto asegura que la isla permanezca verde. Los árboles maduros también agregan majestuosidad y belleza, mientras mantienen fresca la propiedad.

Usa energía renovable. La luz del sol y el viento son dos de los recursos naturales más abundantes de Santa Lucía. Ahora es posible tener la casa completamente alimentada por paneles solares y turbinas eólicas. El uso de energía eólica, solar o una combinación de los dos depende de la ubicación de su hogar. Por ejemplo, las viviendas en la costa este de la isla tienen una brisa atlántica constante y están bien ubicadas para utilizar la energía eólica. Si bien la energía solar o eólica aumentará los costos de construcción, eliminará las facturas de servicios públicos en el futuro. En Santa Lucía, la electricidad es el servicio público más costoso y los ahorros se acumularán a largo plazo. La energía renovable también reduce la quema de combustibles fósiles y ayuda a mantener el aire limpio al tiempo que reduce la huella de carbono de la isla.

Cosecha agua de lluvia. Santa Lucía tiene aproximadamente 2000 mm de precipitación anual. Usando sistemas de drenaje, es fácil recolectar el agua de lluvia, que se almacena en tanques o cisternas subterráneas. Esto ayuda a conservar el suministro público de agua de la isla. También garantiza que tenga una copia de seguridad si hay escasez después de un huracán.

Maximice la ventilación natural para minimizar los costos de enfriamiento. En Santa Lucía, las unidades de aire acondicionado son los principales culpables cuando se trata de un alto consumo de energía. Mantener su casa naturalmente fresca reducirá significativamente su consumo de electricidad. Los techos altos, las ventanas grandes, los techos aislados y la ventilación cruzada son solo algunas de las formas en que se puede diseñar su casa para que se mantenga fresca. Muchas casas en Santa Lucía están ubicadas en colinas elevadas donde hay una brisa constante. Una casa bien ventilada puede eliminar (o al menos reducir en gran medida) la necesidad de aire acondicionado. (¡Además de los beneficios prácticos, los techos altos y las ventanas grandes son excelentes para admirar esas increíbles vistas de Santa Lucía!)

Cultiva un huerto. Los jardines florecen en el rico suelo volcánico y el clima tropical de Santa Lucía. Es común que los patios traseros estén cargados de alimentos tropicales como mangos, guayabas, dasheen o fruta del pan. ¡Come tus propias frutas, verduras y hierbas orgánicas y deliciosas cultivadas en tu patio trasero! Una vez que haya comenzado su jardín, es fácil de mantener. La prevalencia de la jardinería en el patio trasero ayuda a garantizar la seguridad alimentaria de la isla y preserva el follaje autóctono. ¡Las recompensas son deliciosas y buenas tanto para ti como para el medio ambiente!

Estas son solo algunas formas de vivir un estilo de vida amigable con la naturaleza si ha decidido comprar bienes raíces en Santa Lucía. La isla es amada por su exuberante belleza verde. Todos en el país deben hacer su parte para mantener esto. Un desarrollo inmobiliario prudente puede mejorar, en lugar de disminuir, el entorno natural de la isla. La eficiencia energética también es una gran inversión, ya que hará que su casa sea más atractiva para los compradores si alguna vez decide vender.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *